Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de junio, 2016

Crónica del Le Guess Who 2015

El pasado 19 de noviembre estuve en Le Guess Who. Celebrado en Utrecht, es sin duda uno de los festivales con un cartel más original y arriesgado de los que se he podido disfrutar últimamente. Con unos cabezas no muy mainstream como Deerhunter, Ariel Pink o el hype jazzero Kamasi Washington, y una selección que unía pasado y presente, vanguardia y tradición, lograron montar un festival bastante alejado de lo que solemos ver por estas tierras. Esta última edición contó con un escenario seleccionado por los reyes del metal drone, Sunn O))), otro por Jacco Gardner, uno por el festival Levitation (anteriormente conocido como Austin Psych Fest) e incluso uno del sello Constellation Records.
Sin duda el concierto de la edición fue el de Annette Peacock, que al piano y con peluca dio un recital sobrecogedor. La emoción fue máxima y las lágrimas bañaban el bonito auditorio donde tuvimos la suerte de presentar esta experiencia inolvidable.
Otro artista inclasificable, Keiji Haino dio un conciert…

Psychic TV: Otra televisión es posible

Quizás el mundo está demasiado ocupado para prestar atención al último disco de Genesis P-Orridge bajo el nombre de Psychic TV o quizás, el hecho de haberlo editado en vinilo con una posterior edición de 500 ejemplares en cd,  tampoco ayude. Snakes es un gran disco para adentrarse en el peculiar universo de unos de los pioneros de la música industrial.
Es difícil acercarse a la obra de este señor con más de 100 discos editados, una gran parte de ellos, directos. La carrera de Psychic TV ha transcurrido entre varios cambios de estilo, empezando por su influencia industrial (en un principio la banda contaría con Peter Christopherson y Geff Rushton que luego formarían el mítico grupo Coil), y pasando por una etapa en la que Genesis se enamoró del Acid y del Techno (a finales de los ochenta, con discos como Jack the Tab - Acid Tablets VolumeOne, Tekno Acid Beat,Toward Thee Infinite Beat y Beyond Thee Infinite Beat) y acabando en una nueva (y vieja) psicodelia que arropa sus últimas obras.